Lo que Retiro esconde además de su parque

share on:

Cada barrio o cada distrito tiene al menos una seña de identidad y, en el caso de Retiro, es muy difícil competir con su parque, un punto de encuentro para autóctonos y extranjeros. Pero el Parque del Retiro solo es la parte más visible de una enorme extensión de calles cuadriculadas que cada vez ven asomar más sitios de interés.

Buen reflejo de esto es la avenida Menéndez Pelayo, que de alguna manera se ha convertido en la antesala de todo lo que el barrio esconde, una suerte de nueva competidora de la calle Ponzano. Coge papel y boli y toma nota de algunas de estas perlas.

 

Bocata de Jamón y Champán

El bocata como concepto gastronómico ha estado ninguneado durante décadas. El bocata era para las prisas o para las situaciones como la playa o el campo, donde la logística no da para mucho. Pero eso hace tiempo que dejó de ser así. Ya os lo contábamos hace poco en este recopilatorio de los mejores bocatas de Madrid, donde incluíamos uno que no puede faltar: Bocata de Jamón y Champán, un templo del bocata gourmet donde, además de una enorme variedad de bocatas de jamón y de champán y vinos diferentes, tienen otras delicias como el bocata de steak tartar en pan de cristal o el mollete de ternera asada con mascarpone y gorgonzola fundidos.

Además, en este enlace encontrarás un plan exclusivo con el sacar el máximo partido a estas delicias. Incluye bebida o botella de vino a compartir, tapa de salmorejo, chips vegetales, tapa de mascarpone y queso crema, y un bocata a elegir.

¿Qué más se le puede pedir a la vida?

Dónde: Avenida de Menéndez Pelayo, 15.

 

Surfskate

Cualquiera que encaje generacionalmente en lo que se ha denominado “los millennials” seguramente soñó alguna vez con convertirse en surfero o skater profesional. Unos años después, visto que no hemos conseguido mudarnos a una casita junto al mar en Los Ángeles y que estamos lejos de la gracilidad de Tony Hawk, aún seguimos con aquella espinita clavada, y aunque el Retiro no es Venice Beach, también tiene su encanto.

Por todo esto, uno de los planes más entretenidos de la ciudad posiblemente sea esta fusión del skate y el surf de secano, un auténtico vicio que podrás aprender en una clase personalizada de una hora donde no tendrás que llevar nada más que tu bello cuerpo (el casco, la tabla y las protecciones las ponen ellos, aunque también puedes traerlas tú).

Dónde: Fuente del Ángel Caído (Parque del Retiro)

 

Casa Base

La primera vez que le dije a un italiano que en España un panini era una pseudopizza congelada sobre una rebanada de pan, inmediatamente sentí que estaba tomando parte de un genocidio gastronómico-cultural promovido por las grandes cadenas de comida para microondas. Fue entonces cuando aprendí que el término italiano panini es en realidad un bocadillo sofisticado con ingredientes de la tierra como lardo, speck, mozzarella o queso stuzzicone.

Estos paninis son solo uno de los tres principales atractivos de Casa Base. Los otros dos son sus pizzas caseras, cocinadas en horno de leña, y sus bebidas made in Italia, con refrescos, cervezas y vinos de los que quizá nunca antes hayas oído hablar.

Dónde: C/ Dr. Castelo, 8.

 

La Fresh Gallery

En la frontera entre Retiro y Salamanca se encuentra esta galería multidisciplinar de arte contemporáneo. Como exposición actual cuenta con el tirón de una de las figuras de la cultura patria más internacionales: nada más y nada menos que Pedro Almodóvar, que expone una colección de bodegones a base de fotografías utilizando objetos cotidianos que puedes encontrar en cualquier casa (o al menos en casa de Almodóvar). O en palabras del autor:

Huyendo del tedio de la última semana santa cogí un vaso de cristal, puse dentro una flor y le hice una foto, y el tedio cedió ante una inesperada emoción. Estaba en mi cocina, admiré la luz que entraba por la ventana y la sólida y oscura carpintería de madera, la textura de la pintura al temple de la pared y el corian blanco de la encimera como si fuera la primera vez que los veía. Paralizado, fascinado. Y la ansiedad que me corroe en esas fechas dio paso a un auténtico frenesí doméstico. Pensé en Antonio López y sus amigos pintores del hiperrealismo madrileño de los años 50 y durante los meses siguientes me dediqué con la misma urgencia del primer día a probar objetos, frutas, floreros sobre la encimera de la cocina. Una especie de autobiografía a través de bodegones compuestos por los mil objetos con los que convivo, incluyendo algunos cuadros que dialogaban en perfecta sintonía con flores, frutas y verduras.”

Dónde: C/ Conde de Aranda, 5.

 

Oleoteca La Chinata

La Chinata es uno de esas pequeñas joyas para foodies que uno descubre de tanto en tanto y por las que sufre al no poder ir a hacer allí la compra semanal. En esta oleoteca el producto estrella es cualquier cosa que salga del olivo. Desde cremas para la piel hechas con aceite hasta cuchillos hechos con mango de madera de olivo, pasando por velas aromáticas, cremas de boletus, bonito en aceite de oliva o, por supuesto, aceite de oliva virgen extra de múltiples tipos de aceituna y gran variedad de aderezos. No cabe en este texto todo su catálogo.

Dónde: C/ Ibiza, 38.

 

Contenido patrocinado por Fever

share on:

Deja un comentario

share on: